La cruzada por parte de las autoridades contra el cifrado de dispositivos y telecomunicaciones acaba de dar un giro imprevisible en un nuevo país: Rusia. El servicio de seguridad nacional FSB, sucesor de la extinta KGB soviética, ha solicitado al órgano regulador de las telecomunicaciones el cierre de Telegram en Rusia.

El motivo es el cifrado que ofrece la app entre las comunicaciones de sus usuarios.

Rusia exige las claves de cifrado a Telegram

Tal y como informan nuestros compañeros de Genbeta, la agencia federal Roskomnadzor ha presentado una demanda este viernespidiendo el cierre de Telegram en Rusia. El motivo se encuentra en que el plazo para entregar las claves de cifrado de la app ha terminado y la compañía fundada por Pavel Durov no ha procedido a su entrega.

Al acabar los 15 días de plazo, la app podría dejar de funcionar en las próximas horas en el país eurasiático. Una obligación legal nueva obliga a Telegram a permitir el acceso de la FSB a los mensajes que se envían los usuarios entre sí. Actualmente, están protegidos por un cifrado punto a punto que no puede descifrarse por un tercero.

La FSB alega que necesita tener acceso a estos mensajes debido a su trabajo en inteligencia, específicamente y según Reuters, para la protección contra ataques terroristas. Una excusa que ya hemos oído antes. Y resulta preocupante.

Fuente: Applesfera.com

Especialista en Tecnología de la información, con más de 15 años de experiencia, productor audiovisual, locutor profesional, emprendedor en el desarrollo de aplicaciones, CEO de Zulia Technology, Productor General y Locutor del espacio radial El Escaparate, Conferencista y Asesor Tecnológico.